2.000 millones de dólares para producir un millón de toneladas de hidrógeno verde al año

Las principales empresas asiáticas invierten hasta 2.000 millones de dólares en una empresa india con el objetivo de producir un millón de toneladas de hidrógeno verde al año de aquí a 2030.

Una nueva era en la producción de energía verde está en marcha en India

[post_relacionado id=»999″ category=»17″]

En un emocionante desarrollo dentro del sector de energía verde, empresas líderes de Asia han invertido hasta 2.000 millones de dólares en AM Green Ammonia, una empresa de amoníaco verde con sede en India. AM Green Ammonia, también conocida como AMG Ammonia, tiene como objetivo producir un millón de toneladas de hidrógeno verde al año para 2030, y este impulso financiero masivo es un gran paso hacia su ambicioso objetivo.

La compañía ha recibido una inversión de mil millones de dólares de la filial de energías renovables de Petronas y el fondo soberano de Singapur, lo que demuestra la confianza y el interés de las importantes empresas asiáticas en el potencial de AMG Ammonia. Con estos recursos, la empresa tiene la capacidad de transformar su plan de producción en realidad. Además del hidrógeno verde, también se comprometen a producir una serie de químicos verdes adicionales, como metanol, biocombustibles, cloro y sosa cáustica.

Un futuro prometedor: volúmenes de NH3 exportados a mercados clave

[post_relacionado id=»872″ category=»19″]

AM Green Ammonia tiene grandes planes para su producción de hidrógeno verde. La empresa tiene la intención de exportar principalmente volúmenes de NH3 a mercados clave de la OCDE, como Alemania, Japón y Corea del Sur, comenzando a finales de 2025. Esto demuestra su ambición y su objetivo de expandirse rápidamente en el mercado internacional.

Además, la empresa también ha formado una empresa conjunta con John Cockerill para suministrar 6,5 GW de electrolizadores de producción interna a su empresa de amoníaco para 2030. Esta colaboración estratégica asegurará una producción eficiente de hidrógeno y permitirá a AM Green Ammonia cumplir con sus objetivos de producción.

La inversión masiva en AM Green Ammonia refleja el reconocimiento de la importancia y el potencial de la energía verde en el panorama global actual. El hidrógeno verde es una forma limpia y sostenible de producción de energía, y su demanda está en constante aumento. A medida que más países y empresas buscan reducir su dependencia de los combustibles fósiles, el hidrógeno verde se ha convertido en una alternativa atractiva.

«Estamos emocionados de formar parte de esta iniciativa que tiene el potencial de cambiar el juego en la producción de energía verde», dijo el CEO de AM Green Ammonia. «Nuestro objetivo es combinar la innovación, la sostenibilidad y la eficiencia en la producción de hidrógeno verde para ayudar a abordar los desafíos energéticos del mundo».

Una visión compartida para el futuro

AM Green Ammonia no es la única empresa que apuesta por la producción de hidrógeno verde. Gentari, una empresa con sede en Malasia, también tiene grandes planes en este campo. Gentari se ha fijado el objetivo de producir 1,2 millones de toneladas de hidrógeno limpio al año para 2030. Este enfoque en la energía verde y sostenible es un paso importante hacia la reducción de la huella de carbono y hacia un futuro más limpio y saludable.

En conjunto con City Energy de Singapur, Gentari ha acordado realizar un estudio de viabilidad para explorar la construcción de un oleoducto de H2 desde Malasia hasta Singapur. Esto demuestra el compromiso de la empresa en la expansión del mercado de hidrógeno verde en la región y más allá.

Con estas inversiones masivas y los ambiciosos objetivos de producción de hidrógeno verde, es seguro decir que el futuro de la energía verde se ve muy prometedor. Las empresas asiáticas están liderando el camino hacia un mundo más sostenible y limpio, y están invirtiendo en proyectos que pueden tener un impacto duradero en el panorama energético global.

El interés y la confianza de las empresas líderes en invertir en AM Green Ammonia y Gentari demuestran que la producción de hidrógeno verde es una realidad que está ganando impulso rápidamente. Con una mayor inversión y colaboración, es posible que veamos aún más avances en la producción y el uso de energía verde en los próximos años.